Inicio » Mujer »

Claves para determinar si un hombre es un “macabeo” gobernado por su mujer

La vieja broma de que tu novio o marido es un mandado puede tener asidero, aunque la mayoría de las veces es una exageración de los otros. Aquí te enumeramos algunas claves para saber ¿quién manda a quién?

Guía de: Mujer

Comenzaré este artículo con una experiencia personal: hace un par de años, divisé un familiar en la calle  y como una forma de que se diera cuenta que yo estaba ahí le grité en tono de broma: “Macabeo”. El hombre en cuestión se dio vuelta de inmediato (preciso que ese no es su nombre), reconociendo inconscientemente su condición de marido mandado.

No sé qué razones llevaron a esta persona a pensar que era su mujer la que tenía las riendas en la relación, no me inmiscuiré en la vida privada, lo cierto es que existen ciertos indicadores que nos permiten develar si nuestro hombre es altamente influenciado por nosotras, nada influenciado o al revés si las “mandadas” somos las mujeres.

macabeo

Foto: Internet

Lo primero es la manera cómo te trata en público, si sus compañeros de trabajo desconocen tu nombre y te conocen como “la guagua”, “la gordita” o “la chanchi”, queda más que claro que la lleva las riendas en la relación eres tú, ya que ellos suelen rehuir tratos tan cariñosos, especialmente  en público.

En la era de las redes sociales, las claves del correo electrónico, facebook y  otros, datos como el nombre de usuario y la contraseña son un preciado tesoro…ahora sí tú sabes todas las claves de tu compañero hasta la cajero automático, está más que claro que entre ustedes no hay secretos, aunque quizás no conozcan el concepto de privacidad.

Desde que están juntos tu pareja cambió sus gustos musicales, antes podía vender hasta un riñón para ir a un recital de Metallica, hoy encuentra que Enrique Iglesias, Alejandro Fernández y Luis Miguel no son tan malos. Si te acompaña a un recital de Arjona la cosa es mucho más grave.

Si además de todo lo anterior, es tu responsabilidad decidir qué hacen el sábado, el domingo o el viernes en la noche y sin chistar te acompaña a ver culebrones románticos al cine,  queda más que claro quién es la dominatriz.. . Ni hablar que los panoramas con sus amigos escasean, por no decir que son  nulos, ya que no tiene casi amigos, sino que ha adoptado los tuyos, o más bien dicho, se ha resignado a ellos.

Más sobre Mujer

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X