Inicio » Música Pop » Equipo

Funky chileno: nada que envidiarle a nadie

Hoy existen exponentes que nada tienen que envidiar a los norteamericanos, pues ya es cada uno un producto propio y una marca registrada. Si no los conoce aún, sepa quiénes son.

Inadvertidamente, tímidamente, ha llegado de vuelta ese sonido funky que alguna vez fue moda en Chile con Los Tetas, o esos beats que tanto protagonismo le dieron a grupos como Tiro de Gracia o La Pozze Latina. Ya van más de diez años desde que eso pasó. Se experimentó, se aprendió, se creó y se maduró un estilo propio.

El camino que en 1988 comenzó De Kiruza –quienes, a propósito, fueron merecedores de un premio Altazor este año- hoy tiene representantes que nada tienen que envidiar a los norteamericanos, pues ya es cada uno un producto propio y una marca registrada.

C- Funk

Foto: El Mercurio

El disco "Joya" de C-Funk ofrece gran sonido, arreglos adecuados y musicalidad de sobra. Es una obra GRANDE.

Cuando Los Tetas se disolvieron, C-Funk –su líder y fundador- enfiló hacia un proyecto personal que vio la luz en 2006 bajo el nombre de “Joya”, que es el nombre de la banda que lo acompaña. Tras realizar el lanzamiento y promocionar el disco, se largó junto al grupo a California con el trabajo como tarjeta de presentación, lo que les valió el contrato del sello Sonic360 y un montón de críticas positivas.

¿Y el disco? Es una joya, de gran sonido, arreglos adecuados y producido con sapiencia y musicalidad de sobra, realmente una obra GRANDE, quizás de lo mejor en cuanto a calidad se refiere, además de ser un estilo único, el del -como él se llama a sí mismo- “rey del latin funky”. Y para qué hablar de Los Mono, la banda en que el mismo C-Funk junto a Vicente Sanfuentes (Original Hamster) dio vida a uno de los proyectos electrónicos más interesantes del 2007.

Tenemos a la rimadora Anita Tijoux, quien se hizo conocida con el grupo Makiza. Pero hoy –a base de trabajo duro- logró estar en la mira de Thom Yorke, posicionarse en los rankings de iTunes con “1977” y regresar en gloria y majestad a su Chile querido.

Un Chile que no le concedió mucha atención al exitoso disco y que tuvo que esperar un año para obtener la venia del público local, y además, viajar una larga distancia. La canción “1977” no para de ser alabada en EE.UU., y aunque no entiendan lo que Anita dice, sienten la presencia de eso que llaman flow y que la chilena tiene de sobra.

El Mercurio

Foto: El Mercurio

Latin Bitman deslumbró al público local y al norteamericano con su segundo disco, “Colour”.

Latin Bitman deslumbró tanto al público local como al norteamericano con su segundo disco –que acaba de lanzar en Chile- titulado “Colour”. El pinchadiscos nacional ha demostrado tener la habilidad de un talentoso ajedrecista al momento de mover las piezas que conforman sus canciones, donde los ritmos, las bases y las melodías forman un paisaje sonoro espectacular. Con invitados de lujo –como Anita Tijoux, C-Funk y Francisca Valenzuela entre otros- su disco es una pieza de colección, con ritmos variados y combinaciones sorprendentes. Además le valió la selección de su canción “The instrumento” por parte del videojuego oficial de la FIFA para este año.

Ya se ve: sí existen músicos de calidad en nuestro pequeño país. Es gente que lamentablemente necesita salir al extranjero en busca de aprobación y validación de su trabajo musical. Ojalá para la próxima seamos nosotros mismos los descubridores de su talento. Ojalá que nos demos cuenta de que estamos rodeados de músicos incluso mejores que los que vienen de gira en megaconciertos. Es cosa de buscar un poco.

Más sobre Música Pop

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X