Inicio » Rock »

Repaso a la discografía solista de Paul McCartney: ¿Cuáles son sus mejores discos?

El guía rock quedó exhausto: Repasamos uno por uno, disco por disco ¡y nota a nota! cuarenta años de discos de Paul McCartney: ¿Cuáles son los mejores?

Guía de: Rock

La discografía solista de Paul McCartney está llena de mitos. El hombre trascendió durante cincuenta años y en el medio ocurrió de todo: los medios lo amaron, lo odiaron, lo volvieron a amar y así sucesivamente. Hay varios repasos a su obra, pero todos son parecidos: se basan en las opiniones del momento. Ahora te proponemos una nueva mirada, independiente, diferente a tanto repaso parecido. La mirada desde el Siglo XXI a la obra del mejor músico del Siglo que pasó… ¿y de éste también? Por cuestiones de espacio y lectura web, escogimos sólo los discos del gran Macca tras los Beatles, incluidas sus placas junto a Wings, pero dejando afuera álbumes de covers, bandas sonoras, experimentos electrónicos, clásicos y registros en vivo. Aclarado esto, ahora sí: ¿Cuáles son sus mejores y peores discos?

"McCartney". Discografía solista

“McCartney”. Discografía solista

Paul McCartney (1970): 6 puntos

Tras la realización de la banda sonora para el film “The family way” y con los Beatles todavía oficialmente juntos, el debut de Macca fue el que trajo la noticia que nadie quería oir: The Beatles eran pasado. El disco fue basureado por Lennon y la crítica especializada. Con el tiempo se volvió una obra de culto. Lo cierto es que, intimista, grabado de modo casero y casi acústico, incluye una obra mayor, un par de buenas canciones y no mucho más.

Himno inmortal: “Maybe I´m amazed”

 

Discografía Paul McCartneyRam (1971): 9 puntos

Para el segundo disco Paul subió la apuesta: no le iban los bajos perfiles y, al fin de cuentas, él había nacido para liderar las ligas mayores: más sonido, más banda, más alaridos, su esposa como nuevo socio musical, pulso rockero (“Eat at home”, “Monkberry Moon Delight”), un disco que tampoco arrancó bien en las consideraciones del momento, pero con su estatura se ganó el respeto con el tiempo.

Temas claves: “Uncle Albert/Admiral Hasley”, “Too Many People”, “Smile Away”

Lee también: La historia de Los Beatles, resumida en diez pasos: Un repaso para fans o principiantes

dlain_wlWild Life (1971): 8 ptos

La crítica andaba con ganas y no había podido por la altura de Ram. Con la nueva placa bajo tutela de The Wings, la prensa cayó con todo al exbeatle. El disco fue masacrado y aun hoy figura en muchos repasos como uno de los peores trabajos de Paul. Sin embargo, tiene un sonido impecable, analógico, denso, con un lado A (el de los cortes) flojo (los espantosos “Mumbo” y “Bib Bop”), y un lado B (el de rarezas), excelente.

Canciones enormes: “Wild Life”, “Some people never know”, “Dear friend”

 

Cuáles son mejores discosRed Rose Speedway (1973): 7 ptos.

La segunda placa de Wings devolvió a Paul al nro.1 en USA, que no alcanzaba desde su disco debut. Comienza el nuevo gran idilio de McCartney con el público, el fenómeno de masas. El disco suena a banda, por el crecimiento del guitarrista Denny Laine, y ya no a trabajo solista ´disfrazado de´. RRS destronó en los charts nada menos que al álbum azul de los Beatles: Paul podía sobrevivir sin los Fab Four. Pero no todas las canciones están en el mismo nivel.

Gran idea: el medley final con “Hold Me Tight/Lazy Dynamite/Hands of Love/Power Cut»

 

Paul_McCartney_&_Wings-Band_on_the_Run_album_coverBand of the run (1973): 10 ptos

El clásico, la justa obviedad. Pero la historia de la obra cumbre de Paul y los Wings no fue sencilla. La banda quería salir de la rutina y grabar en un sitio inusual. Encontraron el mejor: Lagos, Nigeria. El estudio era pésimo, a Paul lo asaltaron a mano armada, le robaron las cintas, regresó y la rompió con hits brutales como “Band of the run, “Jet”, “Let me roll it”: su mejor disco después de Los Beatles.

Megaclásico que quedó afuera: “Live and let die”

Lee también: Los Beatles, la pregunta eterna: ¿John Lennon o Paul McCartney?

 

VenusandMarsalbumcoverVenus and Mars (1975): 8 ptos

Paul no se daba respiro. Su afán de superar la propia leyenda lo consumía. Después del hitazo de Band of the Run –reconocido hasta por el mismísimo Lennon–, descansar habría sido lo recomendable. Pero Wings volvió a entregar otra placa rápidamente, tan solo diecisiete meses después, tras recorrer estudios varios en EEUU. El disco es bueno y parejo. Pero inferior a su antecesor.

Canciones destacadas: “Rock Show”, “Listen To What The Man Said”, “Love In Song”,

 

cualessonmejoresdiscosWings at the Speed of Sound (1976): 5 ptos

Wings no paraba. Giras, simples y, por supuesto, también discos. Paul regresa a Abbey Road para grabar y lanza un disco extraño. Mega hits se suceden con temas absolutamente menores, quizá por la autoría compartida de los temas. La placa es otro rotundo éxito que conlleva un peso que McCartney cargara para siempre: es el disco que ´ablanda´a Paul, centrado en música elaborada, sonido sofisticado y suma de arreglos, cada vez más lejos del rock.

Clásico de los clásicos: “Silly Love Songs”

 

discografiaLondon Town (1978): 6 ptos

Los vientos continuaban soplando a favor de Paul, quien todo lo que tocaba se transformaba en oro. Su simple “Mull of Kintyre” se convertiría en el más vendido de todos los tiempos, superando nada menos que a “She Loves You”. Pero luego de este hitazo ´escocés´, algo se rompió. Wings pierde dos integrantes, tras la partida de músicos estables. Sus hits se acercan a la canción popular, tradicional si se quiere, pero no pertenecen a la tradición del rock. El nuevo disco obtuvo repercusión menor a sus anteriores. Aun cuando no era malo.

Temas claves: “London Town”, “Cafe On The Left Bank”, “Morse Moose And The Grey Goose”

 

mejoresdiscosdescargarBack to the Egg (1979): 3 ptos

Eso que amenazaba suceder, sucedió. Tras casi dos décadas de producción ininterrumpida, Paul se quedó sin nafta. La creatividad faltó a la cita. Las criticas destruyeron al disco, esta vez con justicia irrebatible. Semejante fracaso hizo saltar por el aire a una banda que igual quedaría en los anales del rock: The Wings. Paul se alejaba de este a pasos agigantados.

Canciones que zafan: Getting Closer”, “We´re open tonight”, “Baby’s Request”

 

1248782786573_fMcCartney II (1980): 6 ptos

Paul jamás se detuvo. Si funcionaba, redoblaba la apuesta. Si fallaba, ponía nuevas fichas. Wings era historia cuando el exbeatle regresó al camino solista con una placa confusa, con algo de disco, de nueva electronica, ´máquinas´ al por mayor y algo de los viejos trucos. II lo devolvió a los charts, pero continuó con esa impresión del público en general: Macca era un artista de otro universo; moderno, exitoso, pero bonachón, pop, casi melódico.

Hit insoportable: “Coming up”

Lee también: Lennon: Calificamos su discografía solista, disco a disco

 

tug-war-paul-mccartney-beatles--large-msg-137115737678Tug of war (1982): 8 ptos

Así es la historia de la música. Cuando nadie lo esperaba, el viejo maestro regresó con una placa notable. Los sonidos eran nuevos en los 80s, pero Paul se volvió a juntar con George Martin, el legendario productor de Los Beatles, y la música que llenaba oídos volvió a fluir. Si bien el sonido continúa siendo amable, las orquestaciones y la complejidad devuelven dramatismo y vuelo a los temas. El asesinato de John está presente en “Here Today”, una linda unión con Stevie Wonder reluce en “Ebony and ivory”, pero lo mejor son las canciones más difíciles de un disco complicado, grabado a lo largo de casi doce meses.

Imperdibles: “Tug of war”, “Wanderlust”, “Take it away”

 

PaulMcCartneyalbumes_-_PipesofpeacePipes of the peace (1983): 6 ptos

Tug of war pudo ser doble. Pero no lo fue. Con varias de aquellas grabaciones Paul publicó un año después una nueva placa. Salvo la bella melodía del tema que da nombre al álbum, al disco le faltaba la musicalidad de su anterior. Las baterías ´ochentosas´ ganaban terreno y una alianza con el mega-astro Michael Jackson continuó alejando a Macca del rock and roll.

Dúos con Jackson: “Say say say”, “The man”

 

descargardiscografiaGive my regards to Broad Street (1984): 4 ptos

Aunque parezca increíble, uno de los creadores de la banda más importante del rock, era un músico melódico en los 80s. Sus canciones sofisticadas y melosas intentaron conformar una película y todo resultó en desastre cinematográfico. Sin embargo, las composiciones de esa eventual banda sonora llegaron al nro1. Paul era un magnifico compositor. Pero por primera vez recurría a reversionarse a sí mismo, un delito incomprensible para un creador de su talla.

Únicas canciones nuevas: “No More Lonely Nights”, “No Values”, “Not Such a Bad Boy”

 

Paul_McCartney_Press_to_PlayPress to play (1986): 3 ptos

El piso. Por primera vez un disco de Paul no encendía ni al público ni a la crítica ni a los amantes de la música. A nadie. En honor a la verdad, se trata de una placa pop/melódica aggiornada a la década, con baterías, ritmos y trucos del mercado dominando la escena. Sencillamente la creatividad del genio musical se ausentó.

Mejores canciones: “Press”, “Stranglehold”

 

mejoresdiscosdescargar320Flowers in the dirt (1989): 6 ptos

En 1987 ocurrió algo: el simple “Once upon a long ago” marchó bien, pero más importante que eso, demostró que la llama aún estaba allí: Paul podía seguir componiendo temazos, de otra índole, si recurría a otra paleta dramática. Para el siguiente trabajo hizo lo que nunca: se tomó un tiempo. Antes de Flowers in the dirt, había grabado un álbum de rock & rolls clásicos exclusivo para URSS. El regreso se dio en alianza con Elvis Costello, temas de índole beatlesca y sonido menos artificioso: un paso adelante.

Temas de esos que valen la pena: “My Brave Face”, “Yo want her too”, Put It There”, “This One”

 

41a2aGq5+9LOff the Ground (1993): 7 ptos

Algo estaba pasando en la vida del exbeatle. Macca salió a recorrer el mundo, llegó hasta Chile y presentó las canciones de su nuevo disco. Ya eran los 90s. Paul recobraba el gusto por la seriedad, los sonidos analógicos y tocaba en su gira canciones de la segunda línea de los Fab Four. El proyecto Antologhy estaba por venir y Off the ground era el mejor aperitivo.

Balada irresistible: “I owe it all to you”

 

Flaming_PieFlaming Pie (1997): 9 ptos

Tuvo que ser el proyecto con sus dos viejos compañeros (tres, si se lo cuenta a John, quien cantó desde el más allá) el que le recordara a Paul su esencia. Luego de más de década y media girando por universos varios, Flaming pie tiene una novedad respecto de lo último: básicamente se trata de un disco de rock & roll. El sonido seco y las guitarras son apenas el marco para la paleta sonora en otro plan. Es posible que la enfermedad de su mujer de toda la vida haya colaborado para salir de cierto lugar de confort. Con amigos, socios y una banda letal, McCartney retorno cuando nadie lo esperaba para pararse ante el panorama del momento desde otro lugar: no era un abuelo del rock, sino una especie de padrino vigía.

Rocks: “The song we were singing”, “If you wanna”, “The word tonight”

 

220px-DrivingRainDriving Rain (2001): 9 ptos

Probablemente, la joya oculta de la discografía de Paul. Tras la muerte de su esposa Linda, la de George Harrison, un nuevo disco de covers y junto con la caída de las Torres Gemelas, Macca publica un nuevo disco de corte rockero. David Kahne produce y su primera decisión es subir el bajo, en un disco donde el sonido brilla menos, tal vez porque los temas se registran casi en vivo en estudio. El álbum obtiene una de las ventas más bajas de toda la carrera de Paul, sin embargo, su escucha es un verdadero deleite: sin hits superlativos, se trata de esas placas donde ´todas las canciones están buenas´.

El tema oculto: “Freedom” dedicado al 11-9-01

Lee también: La historia de Los Beatles, resumida en diez pasos: Un repaso para fans o principiantes

 

6677d0d0e779a0784ed856ce152b5c10d172f863Chaos & creation in the backyard (2005): 10 ptos

¿Se imaginaba alguien que, en pleno Siglo XXI, a más de cuarenta años de Please Please Me, Paul McCartney haría una obra maestra? La cosa fue así, llamó a George Martin, Martin a Nigel Godrich y un disco de añoranza, otoño, piano y melodías bellísimas surgió en el momento menos pensado. No hay mucho más que agregar: sólo apagar la luz, subir la música y dejarse llevar.

Canciones cumbres: “Jenny Wren”, “English Tea”, “Too much rain, “How Kind Of You”, This never happened before”

 

mejoresalbumesMemory Almost Full (2007): 8 ptos

Trabajar con Godrich dio jugo artístico… y dolores de cabeza. Para la nueva placa Paul volvió a convocar a Kahne como productor. El resultado es un disco más up, con más banda, que marcó que las musas seguían con McCartney a medida que envejecía, cuando se desligaba de trucos y efectos de shock, y se concentraba en la canción. Otra buena placa, de sonido atemporal.

El detalle: el tono avejentado de Macca en “You tell me”

 

Último álbum de la discografía de Paul McCartney... hasta ahora

Último álbum de la discografía de Paul McCartney… hasta ahora

New (2013): 7 ptos

El tiempo pasó. El adolescente que tocaba el bajo en The Beatles y enloquecía a las chicas es un abuelo. Los tiempos de producción no son los que eran. Paul ya no graba un disco tras otro, y entre Memory Amost Full y New pasaron… ¡6 años! (si no se cuenta Kisses on the bottom, otro disco de covers). El hasta ahora último disco del mejor músico del Siglo XX es un nuevo intento por aggiornarse. El resultado es algo desparejo: bases rockeras pero con las guitarras pasadas por efectos, algunas programaciones molestas, coqueteos con la electrónica y buenas melodías y mejores letras. Por estos días el productor Greg Kurstin, de Adele, suena asociado al nombre de McCartney: ¿habrá nueva placa a la brevedad? Todo es posible. Es la interminable historia de un muchacho pobre de Liverpool, bajista, buena onda, un tal Paul.

 

Más sobre Rock

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X