Inicio » Tarot y Sueños » Equipo

¿Cómo conectarnos con nuestro sabio interno? la carta de El Ermitaño

En nuestro interior yace un tesoro invaluable esperando ser descubierto, este tesoro siempre ha estado allí y siempre estará allí.

Vivimos apurados, centrados en lo exterior, sintiendo que la vida lleva un ritmo que no conseguimos seguir. Hemos aprendido a fijar nuestra atención en el mundo exterior olvidando detenernos y prestar atención a lo que ocurre en nuestro mundo interior.

Siempre estamos en búsqueda de algo que nos dé calma y bienestar, una vez que creemos haberlo conseguido, esa sensación dura poco y pronto nos lanzamos a buscar nuevamente. En una sociedad en la cual sólo lo agradable parece aceptable, estamos temerosos de equivocarnos y escoger mal por ello solemos buscar ayuda y consejo en quienes nos rodean, en libros y en terapeutas olvidando conectarnos con nuestra propia sabiduría.

El Ermitaño

Foto: esoterismos.com/

En el Tarot, la carta número nueve de los arcanos mayores, El Ermitaño, representa nuestra sabiduría interior, esa con la cual nos conectamos cuando nos detenemos y estamos en silencio. Es aquella voz que nos invita a ir a las profundidades de nuestro ser, al encuentro de quienes verdaderamente somos.

En nuestro interior  yace un tesoro invaluable esperando ser descubierto, este tesoro siempre ha estado allí y siempre estará allí. Este tesoro es nuestro Sabio Interno.

Para conectarte con tu sabio interior, puedes seguir las siguientes instrucciones:

 

Escoge un lugar tranquilo y cómodo (cuando tengas más práctica lo podrás hacer en cualquier lugar). Intenta que sea una hora y un lugar donde no seas interrumpido. Pon una suave música y prende un agradable incienso, alcanza un estado de relajación y meditación de la forma que te guste, sino tienes ninguna, entonces simplemente cierra los ojos y pon tu atención en la respiración. Por unos minutos siente como el aire entra y sale de tu cuerpo, siente tu pecho expandirse a cada inspiración y conéctate con la palpitación de tu corazón.

Imagina que caminas por un bello paisaje, en el cual encuentras una cueva, entra a ella tomando una antorcha que se encuentra en su entrada. En el interior de la cueva, distingues una fogata y a su lado se encuentra un anciano o anciana que parece estar esperándote. Te acercas y sabes que eres bien recibido.

Puedes preguntarle a tu sabio consejos sobre algún tema que te inquieta o simplemente le puedes pedir que te dé algún mensaje importante para ti hoy. Abre tu corazón y recibe las palabras que fluyan desde tu interior sin juicios ni ideas preconcebidas. Agradece el mensaje o palabras recibidas y sal de la cueva de vuelta al bello paisaje.

Mantén los ojos cerrados por un momento.

¡Felicitaciones!  ¡La comunicación ha sido restablecida!

Más sobre Tarot y Sueños

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X