Emprendedores: El valor de apoyar sus ideas y sueños

Los emprendedores que todos los días se levantan y trabajan arduamente por cumplir el sueño de salir adelante.

Guía de: Voluntariado

Esta semana le dejo el espacio a Camilo Perez, voluntario del área de emprendimiento quien nos dará su visión de trabajar día a día con personas que luchan por conseguir sus sueños y lograr vivir de ellos.

Sin duda escribir esta columna contando mi experiencia en el Área de Emprendimiento en Desafío Levantemos Chile me tomó por sorpresa. Hace algún tiempo llegué como practicante a la Escuela de Emprendimiento Felipe Cubillos Sigall ubicada en la población Los Nogales de Estación Central, y posterior a ello decidí trabajar como voluntario. Ahí me encontré con personas dedicadas y esforzadas, quienes trabajan por aquellos emprendedores, o lo que en un futuro lo serán, que muchas veces se ven en la obligación de crear algún negocio que le signifique alguna entrada de dinero, por más pequeña que esta sea, para poder dar sustento a sus familias.

Apoyar a emprendedores

Aquí se trabaja con alegría, dedicación y optimismo, factores fundamentales que puestos a disposición de los emprendedores, permiten desarrollar talentos en función de la superación y el avance en sus negocios.

En la Escuela de Emprendimiento, a lo largo del tiempo y del trabajo realizado, me he encontrado con casos emblemáticos de superación y trabajo arduo, sin ir más lejos hace un tiempo realizamos una feria de emprendimiento en un conocido festival de música santiaguino, ahí conocí a José, un emprendedor no vidente que, a pesar de su condición, realiza maceteros con madera reciclada, que destacan por su nivel de detalle y terminación. Conocí también a Lizzette, quien debido a una enfermedad le resulta difícil trabajar en una labor convencional. Es por eso que decidió comenzar con un taller artesanal en su casa para poder realizar costuras y arreglos varios para sus vecinos. Y así existen un sinnúmero de ejemplos de personas que han pasado por nuestros cursos y que con ganas y trabajo se esfuerzan por ser mejores.

Estos emprendedores que todos los días se levantan y trabajan arduamente por cumplir el sueño de salir adelante y que a pesar de la adversidad con la que se encuentran en el camino logran ponerse de pie y dar un tremendo ejemplo con su trabajo, me han inspirado y me han instado a no ser indiferente con una realidad poco conocida en nuestro país, a dejar la comodidad de lado y no quedarme tranquilo con las diferencias abismantes en temas como salud , educación o vivienda, que aún nos separan y por los cuales debemos continuar trabajando.

Es nuestra obligación crear un mejor país; más consciente, más inclusivo y más preocupado por el resto. Creo firmemente que es necesario salir de nuestra zona de confort y encontrarse con el otro Chile, ese que muchas veces pasa desapercibido por no tener la voz o la vitrina para contarnos sus problemas o preocupaciones.

Aquel que ha perdido la confianza, pero que aún tiene la convicción en que trabajar unidos y en conjunto como país es el camino para un futuro mejor. El mensaje es claro, es hora de dejar el letargo y salir a trabajar por el Chile que buscamos construir.

 

Más sobre Voluntariado

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X