¿Padres que también son madres?

Las familias monoparentales son una realidad cada vez más común en nuestras sociedades. Las formas en que hombres y mujeres deben afrontar un doble rol frente a sus hijos implica un desafío creciente.

Guía de: Adolescencia

El día del padre pasó y con éste cientos de publicidades que entregan ideas de qué regalar en este día tan especial para ellos. Sin embargo, una de ellas llamó particularmente la atención del público por la presentación de una nueva realidad social. En ella se muestra a una madre que ejerce el papel de mamá y papá para sus hijos, por lo que recibe un regalo en el día del padre.

Todos conocemos casos así, pero tampoco debemos desconocer que existen cientos de hombres que asumen el rol de madre protectora y padre autoridad en la vida de sus hijos, por lo que ellos también deberían estar representados en este tipo de publicidades.

Si bien las cifras apoyan un predominio femenino como jefas de hogar en familias monoparentales no podemos desconocer la otra realidad. Padres que deben aprender a asumir un rol materno del que poco se habla puertas afuera.

Roles parentales

Papá y mamá más que una figura encarnada por géneros determinados, son roles, formas de ejercer la crianza que se ejercen de formas diferentes y que, en ausencia de alguna de ellas debe ser cubierto por el progenitor presente quien se ve en la obligación de ocupar un doble papel.

Padres Madres

Foto: El Mercurio

Dustin Huffman en “Kramer vs. Kramer”, un clásico de 1979 que habla sobre el tema.

De qué se trata esto. Las madres por conformación cultural son las encargadas del rol protector, afectivo y de cuidados hacia sus hijos. La figura paterna en cambio es la de la prohibición, el encargado de poner límites en la crianza y de entregar sustentos materiales.

Lo importante es que quede claro que esto se trata de una visión psicológica de roles y no de una discriminación genérica de qué debe hacer una mujer y un hombre en la crianza de sus hijos. Es por esta razón que los roles pueden ser intercambiados entre los géneros, padres que funcionan como madres y madres que cumplen funciones paternas, en esta misma línea también es común encontrar quienes deben asumir ambos papeles.

Resulta determinante que en la crianza existan ambos personajes. La conformación de la psiquis del sujeto humano necesita de ambos para desarrollar al máximo sus aptitudes. Cientos de personas han entendido muy bien esta necesidad y por ello desarrollan sin mayores conflicto la doblegación de papeles, siendo padres-madres ejemplares.

Desconocimiento del padre en su doble rol

Debido a las circunstancias sociales actuales es común encontrarnos con la visión de que hoy en día muchas mujeres deben desempeñarse también como padres. Sin embargo, no podemos desconocer a aquellos hombres que encarnan el papel femenino, estos no son reconocidos socialmente por lo que muchas veces se dificulta desempeñar su función de manera correcta.

Permisos para ir al médico, actos del colegio, hijos enfermos y ausencias laborales son mucho más aceptados en el mundo femenino. Los padres que están en la vereda del frente deben luchar constantemente por conciliar su rol familiar con las obligaciones laborales.

Soluciones

Es bastante simple hablar de la solución desde una plataforma. Otra cosa es cuando se debe trabajar por generar un cambio estructural en la concepción de familia. Las políticas sociales, en su conjunto, deben empezar a trabajar de manera coordinada con las empresas privadas. Es importante generar más instancias para aquellos hombres que deben combinar ambos roles muchas veces incompatibles.

Las figuras paterna y materna, por lo tanto, no son el reflejo unívoco de un comportamiento de género, sino más bien un papel que ambos progenitores, uno de ellos o figuras de reemplazo de ambos deben saber establecer claramente para el sano desarrollo de los hijos.

Más sobre Adolescencia

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X