Hija de Lenny Kravitz confiesa sus problemas con la anorexia

Más allá de los evidentes signos físicos de su enfermedad, la actriz señaló que su cuerpo vivió revolucionarios procesos de cambio.

Guía de: Adolescencia

Hace algunos días, la hija de Lenny Kravitz, Zoë Kravitz declaró haber vivido periodos de bulimia y anorexia durante su adolescencia.
En una entrevista de prensa, la joven reconoció que el mundo en el que se desenvolvía la enfermó, principalmente por la presión que sentía por ser delgada en extremo.Durante esa época de su vida, Zoë veía como su padre salía con afamadas modelos, además indicó que la figura de su madre también la intimidada.
Hija-de-Lenny-Kravitz
“Pensaba que era parte de ser una mujer, y que venía junto a la fama”, comentó al tiempo que aclaró que: “No creo que fuera por la fama, creo que fue definitivamente por estar alrededor de ese mundo, viendo ese mundo. Me sentí presionada”.

A juicio de la joven, la peor parte de su enfermedad vino cuando rodaba la película “Mad Max”. En aquella época llegó a pesar apenas 40 kilos.

Más allá de los evidentes signos físicos de su enfermedad, la actriz señaló que su cuerpo vivió revolucionarios procesos de cambio. Por ejemplo, sufrió la pérdida de su periodo menstrual producto de la anorexia. Además, el funcionamiento de su tiroides se había alterado así como su sistema inmune en general.

El tiempo pasó y Zoë Kravitz comenzó a recuperarse tras haber tocado fondo: “Ahora me siento como si algo hubiera abandonado mi cuerpo, como si una parte de mí hubiera vuelto, algo que me había hecho sentir muy insegura. Y me siento genial”, declaró la actriz.

Anorexia

Según la información entregada por la red de salud de la Universidad Católica, este trastorno tiene una prevalencia de entre un 0,5 y un 3 por ciento en la población. Mayoritariamente afecta a las mujeres (9 de cada 10) y adolescentes.

En la definición se explica que corresponde a un trastorno alimentario asociado a la baja de peso extrema, alcanzando un índice de masa corporal inferior a 18, asociado con un intenso temor al alza de kilos.

“Existe la anorexia restrictiva, en la que la persona simplemente no come, y la anorexia restrictiva purgativa en la que además de no comer se induce el vómito”, indica la especialista médica Patricia Cordella, a través de la Universidad Católica.

Más sobre Adolescencia

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X