Cinco libros clave de Philip K. Dick, el creador de Blade Runner

A tres décadas de la muerte de uno de los autores más importantes de la ciencia ficción anglosajona, muchos de sus libros han servido de inspiración para películas, siendo "Blade Runner" la más importante.

Guía de: Literatura Fantástica

Este 2 de marzo se cumplen 30 años del fallecimiento de Philip K. Dick, uno de los escritores de ciencia ficción más importantes de Estados Unidos durante la segunda mitad del siglo XX. Numerosas novelas y cuentos suyos han sido llevados al cine, como es el caso de “Blade Runner”, “Total Recall” —de la cual pronto tendremos el remake—, “Screamers”, “Minority Report” o la reciente “Los agentes del destino”, por mencionar sólo algunas.

En sus historias se abordan muchas de las obsesiones personales de Dick, como la desconfianza de las autoridades de gobierno, la manipulación de la realidad y el control de las grandes empresas sobre las personas. Así que para recordar su gran aporte a la ciencia ficción, aquí va una pequeña selección de su extensa bibliografía.

El hombre en el castilloEl hombre en el castillo (1962)

Básicamente es una ucronía en la que la Segunda Guerra Mundial terminó con el triunfo del Eje sobre los Aliados. Estados Unidos fue derrotado e invadido por Alemania, que controla el este del país y Japón, que hace lo suyo en la costa del Pacífico. Tiene la particularidad de que contiene una subtrama relacionada con una novela ilegal llamada “La langosta se ha posado”, que narra otra ucronía en la que los Aliados derrotan al Eje, pero luego eso da paso a una Guerra Fría entre EE.UU. y el Reino Unido. Es una de las obras referenciales dentro del subgénero de la “historia alterna” y Ridley Scott pretende llevarla al cine. Es la única obra de Dick que ganó un premio Hugo (1963).

¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? (1968)

¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?Esta es la novela en que se inspiró ese clásico del cine de 1982 que es “Blade Runner” y obviamente hay diferencias significativas entre una y otra. Por ejemplo, mientras la cinta está ambientada en la ciudad de Los Angeles en 2019, la novela se sitúa en San Francisco en 1992. Producto una guerra nuclear global, un peligroso polvo radioactivo envenena gran parte del mundo, por lo que la ONU promueve la emigración hacia colonias espaciales, pero sólo de aquellos que no hayan sido contaminados. En este contexto, un cazador de recompensas vigila la población local de androides, que tienen una fecha de muerte prefijada.

Ubik (1969)

UbikEs 1992. La principal potencia mundial es la Confederación Norteamericana y las grandes corporaciones controlan la sociedad. Durante un viaje a la Luna, Glenn Runciter, el poderoso dueño de una de estas compañías resulta gravemente herido al estallar una bomba a bordo. El resto de los tripulantes lo mantiene en un estado a medio camino entre la vida y la muerte, mientras intentan regresar a la Tierra. Pero súbitamente comienzan a recibir extraños mensajes que provienen… de él. ¿Y qué es ese extraño producto llamado Ubik, que es está por todas partes? En 2005 fue incluida por la revista Time entre las mejores 100 novelas de todos los tiempos.

Fluyan mis lágrimas, dijo el policía (1974)

La novela está centrada en Jason Taverner, una estrella de la televisión que vive en un futurista estado policial de 1988. Pero su vida de privilegios sufre un vuelco inesperado cuando una ex novia lo ataca y él despierta sin sus documentos de identidad, lo que implica un grave problema. En este mundo distópico los controles de identidad son permanentes, pero lo más grave es que no sólo han desaparecido sus documentos. Literalmente toda su existencia ha sido borrada, por lo que nadie lo conoce o recuerda. Así que ya no puede apelar a su fama para sobrevivir. Esta obra de Dick ganó el premio John W. Campbell Memorial 1975 a la mejor novela de ciencia ficción. Y fue finalista en los premios Nebula de 1974 y Hugo de 1975.

Una mirada a la oscuridad (1977)

Esta es una novela que combina el género policial con la ciencia ficción. Un agente de la policía antinarcóticos empieza a perder contacto con la realidad tras ser víctima de la Sustancia D, justamente la misma peligrosa droga que intenta combatir, y que tiene efectos permanentes sobre la mente. “Una mirada a la oscuridad” refleja también el drama de Dick con las drogas; las mismas que lo llevaron a caer en una profunda paranoia.

Más sobre Literatura Fantástica

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X