Inicio » Mujer » Equipo

¿Cuál es la fórmula para la sensualidad?

No es necesario ser “hermosa” y una diosa del Olimpo; para ser sexy basta con tener un poco de actitud, sacar los prejuicios y liberar la imaginación para lograr capturar el corazón de quien queramos.

¿Qué es ser sexy? En el rigor de su significado, es quien tiene atractivo físico y sexual. Pero como en gustos no hay nada escrito, lo único que podemos hacer es sacar nuestro potencial y lucir más “sensuales” para lograr que la persona que nos gusta sienta atracción por nosotros ¿pero cómo hacerlo?

Los orientales tienen muy claro que todo juego de seducción comienza con la mirada. Por eso las mujeres árabes e indias (de India) delinean sus ojos, para así llamar la atención a través de los velos que ocultan el resto de su cuerpo. Una mirada intensa puede decir más que mil palabras, aunque sea cliché, siempre y cuando sea para decir “me gustas” y no para alejar al pretendiente.

La danza árabe es una de las mejores herramientas para lograr sacar la femineidad y la capacidad sexual de una mujer. Al ser un baile centrado en los movimientos del vientre, lo solemos relacionar con lo erótico, aunque en su esencia corresponde a un ritual solo para mujeres.

Sensualidad

Foto: EFE

Shakira y sus sensuales movimientos de cadera tienen miles de fanáticos alrededor del mundo.

Sin embargo, en la intimidad este baile es atractivo para cualquier hombre; los movimientos ondulantes, son como una serpiente que hipnotiza y que van llevando paso a paso a descubrir sensaciones en ambos que despiertan los instintos más humanos, a través  de la seducción del cuerpo.

No en vano Shakira ha conquistado a todo el mundo con sus caderas, las que al moverse con tanto ahínco han logrado enamorar hasta los más escépticos de su talento.

Pero si no logras conectarte con la faraona interna, existen otros bailes capaces de lograr el mismo efecto, siempre y cuando logres sacar las caderas más allá del límite. La salsa, la samba, el tango y hasta el reggaetón pueden lograr, sacar la fiera y dar a conocer a la mujer en plena libertad.

Es que la danza es una forma social de expresión, en la que el movimiento se conecta con nuestra esencia e instintos, para dar a conocer lo que nuestra mente nos limita con las palabras y los prejuicios de la moral. El movimiento constante va liberando en nosotros hormonas y feromonas que, así como una droga, nos desinhibe y nos deja actuar tal cual somos.

En el caso de que odies bailar y los movimientos del cuerpo no sean lo tuyo, la “inteligencia” es algo que erotiza; existen hombres que las prefieren sabias y eruditas, donde verlas con libros, inmersas en el mundo del intelecto, es un fetiche de seducción que enloquece a más de alguno.

Hay hombres que son conquistados por el estómago. Ya decía mi abuela que la forma de capturar al hombre amado es a través de la comida. Lograr el equilibrio perfecto de los sabores, es un don que no todas tienen, por ello para algunas puede convertirse en su mejor arma al momento de captar la atención en medio de una actividad social. Todos recuerdan una mala comida, pero cuando prueban algo rico, nunca te olvidan.

El juego de la seducción se trata de sacar lo mejor de ti, sea cual sea la cualidad que tengas; lo importante es que tengas autoconfianza y logres sacar de tu cabeza a todos los enanos que te reprimen y enloquecen. Luego aplica un toque de perfume, maquíllate, saca tu mejor vestido, luce tus atributos y cuando salgas decidida a romper corazones, piensa primero en conquistarte a ti: esa seguridad y certeza interna es la que finalmente hará que el chico de una noche, se transforme en el amor de tu vida. Sedúcete y déjate seducir.

Más sobre Mujer

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X