She: Ese eslabón perdido de las demás bandas

SHE combina todos esos elementos que hemos visto brillar en bandas y solistas que poseen ese algo indefinido: un rock sucio y colmado de melodías adhesivas.

Guía de: Música Indie

she

Cada cierto tiempo nos encontramos con música que genera puentes; bandas o solistas de unos lustros atrás que, al momento de escucharlos, una epifanía irrumpe en nuestras cabezas y lanzamos ese AAaaaaah, indicador que hemos hallado una conexión entre un punto y otro.

Con SHE (banda formada por las hermanas Nancy y Sally Ross durante 1964 en Sacramento, California) pasa justamente eso; uno adivina que muchas bandas tomaron prestado, copiaron, o simplemente pasaron por un proceso creativo similar, hayan o no escuchado al cuarteto de rock sucio y protopunk de la última mitad de los ’60s.

Lamentablemente, SHE no obtuvo (como le pasa casi siempre a las grandes bandas) la popularidad ni el reconocimiento inmediato, y los sellos que les acogieron para grabar algunos 45″ les decapitaron rápidamente al no lograr el éxito comercial.

Debieron pasar unas décadas para que finalmente se concretara una especie de compilado. En 1999 el sello Inglés Ace lanza “She wants a piece of you” que compila sus 45″, temas sueltos y algunos demos grabados durante la época en que su nombre era “HAIREM”, y con ello empieza a (re)gestarse el mito de SHE.

SHE combina, en esencia, todos esos elementos que hemos visto brillar una y más veces en una serie de bandas y solistas que poseen ese algo indefinido: un rock sucio y colmado de melodías adhesivas, un órgano (Farfisa) transversal a varias composiciones, que aporta rítmica y un gran timbre; juegos de voces, una batería primitiva, minimalismo y, colocando la guinda de la torta, un sonido de baja calidad que imprime un sello absoluto y que aún en pleno siglo XXI se sigue tratando de recuperar.

Ahí estaba SHE: antes de las etiquetas estorbantes, antes de los ídolos postpunk, antes que el término “garage” significara otra cosa aparte del lugar donde se guardaba el auto, ahí estaban, cimentando la música que vendría y que seguiría viniendo.

Más sobre Música Indie

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X