Las 15 situaciones más comunes que provocan discusiones en la pareja

La mayoría de las desavenencias son causadas por cosas sin importancia o, como se dice popularmente, “por puras tonteras”.

Guía de: Rankings

Se dice que no hay amor sin peleas ni sufrimiento.  Y la verdad, es muy extraño encontrar parejas que a lo menos no tengan sus discusiones de vez en cuando.

La mayoría de las desavenencias, en todo caso, son causadas por cosas sin importancia (como se dice popularmente “por puras tonteras”) y en muchos casos,  los celos y la desconfianza son los denominadores comunes de estas rencillas.

vio

A  continuación te presentamos las 15 situaciones más comunes que llevan a las parejas a pelear o discutir.  Se dejaron de lado aquellas peleas del tipo domésticas (por ejemplo, ensuciar la tapa del wáter), como las de gran importancia (infidelidad o violencia):

  1. Que la pareja tenga el celular apagado y suene esa desagradable grabación “Su llamada será transferida a un buzón de mensajes”.
  2. Que el otro te diga “te llamo en 5 minutos porque me está sonando la otra línea”.  Pero te devuelve la llamada al menos después de 2 horas.
  3. Que lleguen con amigos a la casa sin avisar (esto enfurece porcentualmente más a las mujeres que a los hombres)
  4. Incluir a amigos en un viaje planificado originalmente entre dos.  Si es la suegra, mucho peor. Por supuesto, lo hacen sin consultarlo previamente.
  5. Hablar reiteradamente de el/la ex
  6. Cuando prestan más atención al WhatsApp que a la conversación que estás teniendo con él/ella
  7. Cuando te critican el look o la ropa (esto también molesta más a mujeres que a hombres)
  8. Que desconozcan públicamente  la relación que en la intimidad se habían comprometido a tener.  Por ejemplo, dicen “Voy con una amiga/o”  y no con mi pololo/a. (Esto sucede con frecuencia al principio de la relación de pareja)
  9. Que le posteen en Facebook muchas personas que el otro no conoce.
  10. Quedarse hasta tarde sin avisarle al otro dónde está.
  11. No contestar el teléfono.  Peor si a la segunda o tercera llamada lo han apagado.
  12. Que tengan un amigo del otro sexo a quien le dedican mucho tiempo.  Justificaciones del tipo “pero si es como mi hermana” o “pero si es gay” no evitan la furia de la pareja.
  13. Cuando te desautorizan frente a los hijos. Peor si usan frases “Es que la mamá anda en sus días” o “El papá está estresado”.
  14. Cuando cuentan intimidades (no sexuales)  de la pareja en público del tipo “Ésta siempre deja los calzones tirados”.  “Yo a éste lo he pillado haciendo pipí en la ducha”.
  15. Muy parecido al punto anterior: cuando te critican en público. “Uf , mi marido es más mano de guagua”.  “Noooo, mi señora es muy gastadora”.

 

 

Más sobre Rankings

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X