Los 8 tipos de “chupamedias” más desagradables que te puedes encontrar en una oficina

Dentro de este clásico personaje, existen numerosas categorías, unas más insoportables que otras. Conoce cuáles son.

Guía de: Rankings

En toda oficina siempre está ese clásico personaje que quiere destacar haciéndole la pata al jefe.  Se trata del “chupamedia”, “Espinita” o “Guata de callo”, capaz de hacer todo lo posible por el amor y aprobación del big boss.

Pero no todos los chupamedias son iguales. Dentro de este clásico personaje, existen numerosas categorías, unas más desagradables que otras, pero que tienen el mismo propósito: ser el preferido del equipo.

chupamedias

A continuación, presentamos los 8 tipos más comunes de chupamedias con los que te puedes topar en una oficina o trabajo. ¿Reconoces a alguno?  

  1. El chupamedia adulador: es el típico personaje que está atento a todo lo que el jefe dice o hace, con el único objetivo de felicitarlo y adularlo. Se ríe a carcajadas con cada chiste o talla que su jefe hace (con aplausos incluidos), le hace comentarios del tipo “qué ingeniosa su idea”, “qué brillante su propuesta”  y le celebra todo, absolutamente todo, desde su vestimenta y corte de pelo, hasta las presentaciones o propuestas que el jefe haga, aunque éstas sean mediocres.
  1. El chupamedia Guardaespaldas: es muy parecido al clásico personaje de La Oficina del Japenning con Ja, Espinita, ya que está preocupado por la integridad física y psicológica del big boss. Anuncia a viva voz que el jefe está llegando, le prende con anticipación el computador o aire acondicionado para ahorrarle ese trámite y se sienta a gusto cuando llegue, hace callar a los compañeros cuando el jefe está concentrado, impide al resto entrar a la oficina del jefe para que no lo molesten, entre otras acciones.
  1. El chupamedia “niño de los mandados“: para agradar al jefe, este personaje hace todo tipo de favores que no tienen que ver con su trabajo y que no son parte de sus funciones. Está dispuesto a prepararle el café, lavarle las tazas u otros utensilios, servirle de chofer, ayudarlo a llevarle bolsos y maletines al auto, hacerle reservas en restoranes y ser su junior para todo tipo de asuntos personales del jefe, como trámites en el banco,  pagos de cuentas o llevar su auto a la revisión técnica.  Incluso está dispuesto a hacer una fila de horas (bajo lluvia o sol), para comprarle las entradas de un concierto o partido de fútbol.
  1. El chupamedia coimero: quiere ganarse el amor del jefe a través de regalos. En un restorán, se ofrece a pagar el almuerzo, le entrega algún chocolatito sorpresa para que no pase hambre y cuando va de viaje, es al único que le trae regalo. Si este personaje es asiduo a la cocina, suele traerle sus “creaciones” al jefe, como queques, mermelada, alfajores y todo tipo de exquisiteces. Si es más pudiente, incluso le regala entradas para un partido de la Roja, o tickets para que asista a un Spa.
  1. El chupamedia “hijo único”: es el que quiere convertirse en el preferido del jefe o, en lo posible, ser el único importante para él. Para ello, hace todo tipo de acciones, incluso infantiles.  Por ejemplo, si el jefe lleva a su equipo en su auto a una reunión o paseo, corre para irse en el asiento de adelante. O si el jefe está de cumpleaños, será él quien lleve la torta para que apague las velas. También se ofrece descaradamente para acompañarlo a alguna reunión, evento e incluso a un viaje importante y sueña con tener línea directa con él, para convertirse en su vocero oficial.  Siempre está alardeando que el jefe lo busca, lo llama y le pide consejo a él (y exclusivamente a él). En el fondo, este tipo de chupamedia sueña con ser la “mano derecha” del jefe, aunque ese sueño diste mucho de la realidad.
  1. El chupamedia acusete: este tipo de “Espinita” es uno de los más peligrosos, porque se quiere ganar el cariño del jefe, a costa de los demás.  Quiere ser los ojos y oídos del jefe cuando éste está ausente, para luego darle el reporte completo de quién no asistió, quién llegó tarde, quién se va temprano, quién está metido en Facebook o quién se tomó más del tiempo permitido a la hora de colación.
  1. El chupamedia coqueto: él o ella quieren ganarse el cariño de el/la jefe(a), a través de un descarado coqueteo, que inclusive puede contar con insinuaciones impropias. Cuando habla con el jefe, le encanta tocarse el pelo y reírse por todo. También puede usar ropa insinuante, invitarlo a almorzar, tirar tallas de doble sentido, arreglarle la corbata o el pelo, entre otras acciones que impliquen un contacto directo.
  1. El chupamedia “Winner”: este personaje es el ganador, el que quiere demostrar que es el más inteligente, eficiente y trabajador del equipo. Para lograrlo, no siente pudor en robarle una buena idea al compañero, para luego presentarla como propia al jefe.  También compite por hacer la presentación antes, por ser el primero en contestar un requerimiento del jefe y por interrumpir al compañero cuando está realizando una presentación (porque es él quien quiere y debe brillar). En una reunión, también suele desacreditar las propuestas del resto, e incluso burlarse de las intervenciones de los demás.

Más sobre Rankings

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X