Los Samurai enseñaron la importancia de las debilidades y tú puedes ganar mucho si no las ocultas

Gran lección sobre las debilidades de la vida y cómo superarlas.

Guía de: Crecimiento Personal

Este fin de semana estuve pensando mucho acerca de las debilidades y aquellas personas que sufren por sentirse inferiores de alguna forma. Reconozco que en un momento de mi vida lo pase muy mal por ello, por eso, si quizás en este minuto no tienes trabajo, no eres completamente feliz con tu cuerpo, te sientes inseguro por algo, recibes bullying en el colegio o mobbing en el trabajo, entre muchas situaciones que puedan existir, esta semana quiero compartir contigo una historia que escribí hace años sobre de las debilidades, para saber qué podrías empezar a hacer para superarlas.

Enseñanzas Samurai

Todo esta ambientado en Japón antiguo, así que te invito a usar tu imaginación mientras la lees, pero mejor no te doy más detalles para que empieces a disfrutarla y saques tus propias conclusiones.

“Hace mucho tiempo, en el antiguo Japón existió un gran guerrero Samurai que llegó a ser muy famoso por ser prácticamente invencible. Mantuvo esta condición por muchos años inclusive después de haber enfrentado a varios guerreros fanfarrones que viajaban a su región, la comarca de Bushido, para probarse a sí mismos al intentar matarlo. Todos fallaron en su intento.

Un día, llegó hasta su morada un joven guerrero llamado Takeshi, el no venía en busca de pelea, ni de desafíos, solo venía en busca de enseñanzas y sabiduría.

El “guerrero invencible” lo recibió con mucho gusto en su hogar, le presentó a su familia, ya que era la primera vez en años que podría estar en compañía de otro Samurai sin pelear. 

Durante varios meses compartieron juntos las meditaciones del alba, las prácticas de la mañana y las prácticas del atardecer.

Con el pasar del tiempo y gracias a una detallada observación durante estos entrenamientos, Takeshi se dio cuenta de algo. Su nuevo maestro tenía un punto débil. Cada vez que entraba en batalla, antes de hacer su ataque inicial, dejaba vulnerable su costado derecho bajo las costillas por un par de segundos, tiempo suficiente para asestar un golpe mortal.

Al día siguiente, durante la práctica de la tarde, Takeshi se acercó a su maestro y le dijo: Disculpa que te lo diga, estuve pensando mucho en esto y no sabía si decírtelo, pero ayer me he dado cuenta que dejas tu guardia vulnerable durante unos segundos, en el costado derecho bajo las costillas. Podría decir que es tu única debilidad, pero aún así podría ser letal en un combate.

El maestro respondió: Querido aprendiz Takeshi, es bueno que lo hayas notado, porque eso me dice que ya estás preparado para lo que viene, gracias por recordármelo, ha sido mi debilidad desde que me inicie el camino del Samurai. Te pido por favor un último combate de práctica antes de la cena.

Se prepararon y acordaron usar sus espadas por el lado sin filo, pero utilizando sus mejores movimientos. Desde un principio Takeshi trató de atacar a su maestro por el lado del punto débil, siendo repelido cada vez con una defensa y ataque mortales. Lo hizo varias veces y de diferentes maneras, hasta que por fin y sin energía se dio completamente por vencido.

Enseñanzas Samurai

Guerreros Samurai preparados para el combate final.

Estando Takeshi de rodillas en el suelo y muy cansado, tratando de explicarse cómo ninguno de sus ataques tuvo éxito, se acercó el maestro y le dijo:

Este es el secreto para ser invencible; reconoce tus debilidades, acéptalas y úsalas a tu favor. Si las escondes y no trabajas para fortalecerlas, cualquiera podrá usarlas en tu contra en cualquier momento. Es decisión de cada uno que hacer con ellas. Eres digno de continuar con mi legado.

Así fue como los años pasaron, la primavera cubrió de flores y el invierno de nieve varias veces los prados de la región, hasta que el maestro Samurai murió de anciano.

Sin embargo, continuaron contándose historias de un guerrero invencible de la comarca de Bushido; su historia quedó escrita en los libros de todo el imperio Japonés, siendo conocido como “Takeshi el Sabio”.

Espero que te haya gustado mi historia, es importante reconocer que incluso nuestras debilidades más profundas se pueden convertir en la mayor de nuestras fortalezas.

Si optas por esconderlas, cualquiera podrá usarlas en tu contra, ya que le estarás entregando el poder para dañarte a otras personas. Es lo que ocurre generalmente, si te avergüenzas de algo, cuando otros se dan cuenta lo usan para hacerte sufrir.

El primer paso para superarlas, será aceptarlas y cuando lo haces, modificas tu realidad, haciendo que nadie más pueda usar eso en tu contra, convirtiéndote en alguien extremadamente poderoso por ello, ese es uno de los más grandes secretos que he aprendido de la vida.

Recuerda durante toda esta semana que eres una persona maravillosa y genial, que nunca se te olvide y si lo haces, yo estaré siempre para recordártelo. Nos vemos.

Más sobre Crecimiento Personal

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X