Hablemos de la tristeza: ¿Cuánto sabes sobre esta emoción básica?

La tristeza es una de las emociones básicas y realmente, la conocemos muy poco.

Guía de: Psicología y Tendencias

caras-EXPRESIONES-FACIALES--644x210

La psicología de la emoción define éstas como experiencias multidimensionales con al menos tres sistemas de respuesta: cognitivo/subjetivo; conductual/expresivo y fisiológico/adaptativo.

Expertos afirman que todas las emociones tienen funciones que les confieren utilidad y le permiten al ser humano ejecutar eficazmente las reacciones conductuales apropiadas. Todo esto, con independencia de la sensación que generen; es decir, incluso las emociones más desagradables tienen funciones importantes en la adaptación social y el ajuste personal. Así, según Reeve (1994), la emoción tendría tres funciones principales: adaptativa, social y motivacional.

En particular, la tristeza es considerada una de las emociones básicas -emociones correspondientes a reacciones afectivas innatas, presentes en todos los seres humanos y con expresión característica-. Como bien sabemos, la tristeza es usualmente considerada poco placentera y se asocia al desánimo, la melancolía, el desaliento y la pérdida de energía.

Tristeza1

Esta emoción puede ser causada por la experiencia de separación física o psicológica, la pérdida o el fracaso, la decepción, en situaciones de indefensión, ante la ausencia de actividades reforzadas y ante la experiencia de dolor crónico, entre otros.

Es conocido que la tristeza puede conducir a una persona a iniciar un proceso de depresión; sin embargo, esta emoción no siempre es negativa.

Sus funciones principales tienen que ver con:

  • La cohesión con otras personas, especialmente con aquellos que se encuentren en la misma situación (empatía).
  • La disminución en el ritmo de actividad.
  • La valoración de otros aspectos de la vida que antes de determinada pérdida no eran valorados.
  • La comunicación con los demás, en relación a lo “mal” que nos encontramos.
  • La generación de ayuda de parte de otras personas (favorecimiento del altruismo en otros).
  • El apaciguamiento de reacciones de agresión por parte de los demás.

Darle una nueva mirada a la tristeza puede permitirnos relacionarnos de mejor forma con esta emoción que, si bien, podemos considerar “desagradable”, tiene una razón de existir y formar parte de nosotros en determinadas situaciones. Acercarnos a la tristeza nos ayuda a aceptarla amorosamente y experimentarla de manera plena y libre en todo su espectro.

Más sobre Psicología y Tendencias

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X