La memoria y sus pecados: 7 tropiezos que nos afectan a todos para poder recordar

¿Sabías que nuestra memoria es acreedora de sus propios 7 pecados? Conoce de qué se trata cada uno de ellos en el siguiente artículo.

Guía de: Psicología y Tendencias

La memoria

Según Daniel Schacter, psicólogo norteamericano, “no nos conviene una memoria que guarde todos los elementos de cada experiencia”. ¿Por qué? Una memoria “perfecta” sería desastrosa, ya que el cúmulo de información trivial terminaría bloqueándonos.

Más aún, sólo una parte de la información extraída de cada experiencia es realmente necesaria. La verdad es que la mayoría de la información es irrelevante y si la retuviéramos realmente ocuparía un enorme y valioso espacio de almacenamiento en nuestra memoria. Es por ello que la “borramos”.

Sin embargo, tal como señalan los expertos, muchas veces, nuestros procesos de memoria fallan; tanto en la etapa de almacenamiento como en la de recuperación de la información.

La memoria

Es por ello que Schacter ha establecido que nuestra memoria tiene sus propios 7 pecados que les presentamos a continuación:

Los primeros 3 pecados corresponden a los pecados de omisión o de olvido:

  • 1. La transitoriedad: Dice relación con el deterioro de la memoria con el tiempo. Se debe a que cada vez que recordamos algo, el cerebro vuelve a procesarlo, alterando ligeramente el recuerdo.
  • 2. La distractibilidad: Se relaciona con el hecho de no prestar suficiente atención cuando hacemos determinadas acciones, por lo que el cerebro trata esta información como trivial y no al almacena adecuadamente. De ahí que, por ejemplo, perdamos las llaves constantemente.
  • 3. El bloqueo: Consiste en no poder recuperar la información almacenada; usualmente, por interferencia de otro recuerdo. Por ejemplo, “lo tengo en la punta de la lengua”.

Los siguientes pecados de la memoria corresponden a los pecados de comisión o de recuerdo:

  • 4. La atribución errónea: Es cuando recuperamos la información de la memoria pero no el origen de la misma.
  • 5. La sugestionabilidad: Cuando los recuerdos se ven influenciados por el modo en que se recuperan.
  • 6. El sesgo retrospectivo: Implica la distorsión del recuerdo cuando éste se ve afectado por emociones u opiniones al momento de recuperar la información.
  • 7. La persistencia: Es la recuperación persistente y no deseada de información perturbadora o incómoda, producto de una memoria demasiado eficaz pero incómoda.

¿Qué te parecieron los 7 pecados de la memoria?

La memoria

Más sobre Psicología y Tendencias

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X