Obediencia a la autoridad: Más peligroso de lo que imaginas

Obedecer implica cumplir la voluntad de un mandante o autoridad. Pero, ¿qué pasa si se nos pide obedecer mandatos que van en contra de nuestra consciencia? He aquí los resultados.

Guía de: Psicología y Tendencias

La obediencia se define como la acción de obedecer; que, a su vez, implica cumplir la voluntad de un mandante. Obedecer ha sido valorado en la medida que permite sostener ciertas estructuras sociales (por ejemplo, “los hijos deben obedecer a sus padres”, “los ciudadanos deben obedecer la ley”, etc.).

Ahora bien, ¿qué pasa si determinada autoridad nos pide obedecer mandatos que van en contra de nuestra consciencia? ¿Nos someteríamos a la autoridad?

Un estudioso del tema de la obediencia fue Stanley Milgram, psicólogo norteamericano (1933-1984) que fue profesor de la Universidad de Yale, lugar donde realizó sus investigaciones. Escribió varios libros, casi todos ellos, sobre el tema de psicología de la obediencia.

milgram2

Stanley Milgram y la máquina de “descargas eléctricas” utilizada en su experimento.

Tras la segunda guerra mundial, Milgram decidió estudiar los peligros de la obediencia a través de un cuestionado experimento social realizado en la Universidad de Yale. El objetivo de este era averiguar cuánto dolor infligiría un ciudadano común a otra persona simplemente porque un experimentador (figura de autoridad) le ordenara hacerlo.

Antes de poner en práctica su experimento, Milgram consultó a varios tipos de personas qué esperarían de los resultados. La gran mayoría supuso que todos los sujetos se negarían a obedecer al experimentador.

El resultado fue realmente inesperado: De los estudiantes sometidos al experimento, aproximadamente un 60% obedecieron en todo. Al replicar este mismo experimento Munich –con personas de todos los estratos sociales- se comprobó que un 85% por ciento de los sujetos obedecían en todo.

A continuación, les dejamos un link que corresponde a una replica del experimento original, realizada para un programa de televisión. Transcurridos tantos años desde la época de Milgram, podríamos esperar que, como sociedad, hayamos aprendido algo acerca de los límites de la obediencia. ¿Cuáles creen que fueron los resultados? Quedan invitados a ver el video.

Links:

Más sobre Psicología y Tendencias

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X