¿Por qué nos gusta tanto el verano? Las razones tras el amor por la época estival

¿Quieres conocer por qué es tan atractivo el verano? Entérate en el siguiente artículo.

Guía de: Psicología y Tendencias

verano

Al igual que todos los seres vivos, el ser humano parece renovar sus energías con la llegada del verano. Dejamos atrás el frío y el letargo de los días invernales y nos abrimos a disfrutar de la calidez de la época estival.

De hecho, el psicólogo Juan Yáñez asegura que en invierno, debido al frío y la oscuridad, tendemos “a producir un cierto estado de apaciguamiento e hibernación”. Por el contrario, el calor y la luz, propios del verano, nos motivan a salir, buscar experiencias y relacionarnos con otros. Lo cual, inevitablemente influye en nuestro estado de ánimo. Sencillamente, nos vuelve más felices.

Existe cierto acuerdo al enumerar las cosas que nos encanta de la época estival. A continuación, te nombramos algunas de las razones más comunes por las cuales nos encanta el verano:

1. El sol

Debe ser el mayor protagonistas de esta época del año. Por estos días, el sol nos permite apreciar la vida con colores más vibrantes; además,   está presente durante más horas que en otras estaciones. Ahora, la razón por la cuál nos encanta es más profunda aún. Expertos señalan que la mayor presencia solar en verano hace que nuestro cerebro libere neurotransmisores (Serotonina) asociados al bienestar psicológico; lo cual, nos provoca alegría, disfrute y nos energiza a diario.

verano

2. El agua

El verano debe ser la época en que más nos mojamos. ¡Nos lanzamos al agua casi sin razón! Lo agradable es que podemos disfrutar del agua a la orilla de la playa, en una piscina, realizando algún tipo de deporte acuático al aire libre, etc. Además, el frío del agua nos exige un gasto energético mayor; lo cual, transforma casi todo tipo de actividad bajo el agua en un ejercicio a favor de nuestra condición física.

verano

3. Los otros

Al aumentar nuestra disposición a realizar cualquier tipo de actividad; inevitablemente, mejoran nuestras oportunidades para el encuentro con los demás. Surgen la energía y la disposición para reunirnos con amigos, salir, visitar distintos lugares e incluso, conocer gente nueva. Al respecto, expertos en el área señalan que el aumento de la vida social influye directamente en la sensación de alegría y bienestar.

verano

¿Y tú, qué le agregarías a esta lista? Las vacaciones, los viajes, el descanso, el tiempo libre, la ropa ligera, el ocio, la comida, las buenas expectativas, las noches cálidas, el tiempo en familia, los amores, etc. La lista puede ser eterna. ¡Verano, te amamos!

Más sobre Psicología y Tendencias

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X