Vergüenza ajena: ¿Qué es y por qué la sentimos?

¿Sabías que esta emoción no sólo es social y compleja, sino que depende directamente de nuestra capacidad de ser empáticos?

Guía de: Psicología y Tendencias

17556628306_95ea0e92fc_o

La vergüenza es una emoción que- a diferencia de otras de las que hemos hablado anteriormente- no es básica; sino, más bien, secundaria o compleja. Lo anterior, dice relación con que surge como resultado de diversas transformaciones de otras emociones más básicas. En el caso de la vergüenza, ésta estaría ligada al malestar ante una acción con un resultado fallido.

Además, la vergüenza necesita de un desarrollo previo de ciertas habilidades cognitivas: una noción del yo separado de los demás y cierta auto consciencia. Respecto de esta característica de “auto consciencia”, cabe mencionar que se refiere a cierta capacidad de hacer algún tipo de evaluación del propio yo (una valoración positiva o negativa del propio yo en relación con una serie de criterios acerca de lo que constituye una actuación adecuada en diversos ámbitos).

Ahora bien, la vergüenza ajena tiene otras complejidades. La vergüenza ajena es una emoción social que ha sido poco estudiada por la neurociencia cognitiva.

Sin embargo, se ha estudiado que dicha emoción depende directamente de la perspectiva del observador y de su capacidad de empatía.

Expertos señalan: “Cuando tienes vergüenza ajena sientes empatía por alguien que pone en peligro su integridad al violar las normas sociales, se trata de una vergüenza empática”.

Lo anterior, basado en resultados de un experimento neuronal en el que se demostró que cuando percibimos cómo otros destrozan sin pudor las normas sociales, el cerebro pone en marcha las mismas regiones que en momentos empáticos: La corteza insular y el córtex del cíngulo anterior. Estas dos regiones cerebrales serían estructuras relacionadas con las emociones viscerales y la sensación de alerta, respectivamente.

Es por ello que, finalmente, nuestra respuesta emocional de vergüenza ajena depende de la propia habilidad de empatizar con los pensamientos y las intenciones ajenas.

vergüenza-ajena

Más sobre Psicología y Tendencias

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X