10 acciones simples para disfrutar tu vida a pleno

Con estas 10 actividades realmente puedes marcar una gran diferencia en tu vida y te darás cuenta que puedes disfrutar a plenitud a través de las cosas simples.

Guía de: Espiritualidad

Si eres de las personas que siente que su día pasa demasiado velozmente, la verdad es que no eres la única o único que se ha sentido así. Aprovechar cada día se vuelve, a menudo, una tarea titánica, puesto que pasamos las horas entre el smartphone, las extensas jornadas laborales, el cansancio posterior y el descanso que suele no ser del todo reparador.

disfrutar-vida

Ahora bien, dentro de este ritmo de vida que llevamos, es posible el aprovechar cada día y cambiar nuestra actitud en cada momento a través de acciones sencillas pero que marcarán una gran diferencia al momento de ser aplicadas:

1. Actúa como un niño:

Permítete cultivar la capacidad de asombro, tener sentido del humor y generar momentos divertidos dentro de tu jornada de trabajo. Esto no te quitará seriedad como persona, sino que añadirá dinamismo y un entorno mucho más lúdico y agradable. En tu entorno personal, permítete ser tonto, reírte mucho y, sobre todo, reírte de ti mismo!.

2. Enfócate en el momento presente:

Ya sea dedicando momentos a la meditación u otra disciplina, es fundamental intentar enfocarte en el momento presente, dentro del devenir de nuestra mente. La acción más simple es dedicarnos a poner nuestra atención plena en aquello que estamos haciendo, desde el punto de vista de nuestras sensaciones: Enfocarnos en nuestra respiración, al inhalar y exhalar; al masticar la comida, al ducharnos, al ocupar el computador y en general, hacer el intento de captar la atención en todos los “ahora” posibles.

3. Encuentra tu optimismo interior:

Incluso las personas menos optimistas pueden tener una visión más positiva de las cosas si es que trabajan en ello. No te obsesiones con las malas noticias o tus finanzas; en vez de ello, enfoca tu atención en áreas de tu vida por las cuales no te sientes del todo agradecido.

4. Haz algo de ejercicio:

Moverte en general genera múltiples beneficios para tu cuerpo y mente, ya que te hace sentirte bien, verte bien y liberar endorfinas que tienen un profundo efecto en elevar tu bienestar y tu estado de ánimo. Te hace sentir más vivo.

5. Permítete la comida que te guste:

Alimentarte sanamente es acerca de ser moderado; ahora bien, eso no implica que tengas que negarte a la posibilidad de comer lo que te gusta de tanto en tanto. Por ello, permítete disfrutar tu comida favorita; solo no caigas en extremos y mantén hábitos saludables en general. Esto marcará una gran diferencia.

6. Desconéctate de la tecnología y disfruta las interacciones directas:

 Date un tiempo para alejarte de las notificaciones de tu celular, apagar la televisión y el computador. La exposición constante a la tecnología puede afectar a nuestro sistema nervioso, según diversos estudios en Psicología Positiva. Por ello, toma unos pocos días, o incluso un solo día, para vivir la vida sin estas distracciones. Te sorprenderías de cuán bueno es relajarse sin el ruido y la interrupción.

7.  Sé generoso.

Ayúdate a ti mismo ayudando a otros. La gente se siente bien cuando hacen cosas buenas, generando un bienestar físico y emocional. La generosidad comienza con cosas muy pequeñas: cediendo el asiento en el metro, saludando en ascensor, ayudando a alguien a cargar algún objeto pesado, y así hay muchos ejemplos. Hacer de la generosidad una rutina genera un inmenso valor personal y recibes de vuelta.

 8. Encuentra un pasatiempo que te encante:

A menudo, los pasatiempos parecen casi singulares en un mundo en el que se nos pide ser productivos la mayor parte del tiempo; pero una actividad que te apasione brinda sentido a tus días y, por lo mismo, es fundamental que cuentes con estos espacios para desarrollar tu creatividad y habilidades en otros niveles, además de liberarte de las preocupaciones del día a día.

 9. Agenda momentos de diversión para cada día:

 Tú puedes disfrutar la vida sin tomar vacaciones extravagantes. Cada mañana, detente a pensar lo siguiente: “Qué puedo hacer que haga de éste un día más divertido?”. Con esto, te ayudas a crear una lista de placeres simples, y trabaja en ello cada día.

 10. Sal una vez a la semana:

Nada es más vigorizante que salir a un lugar distinto una vez a la semana. Esto te ayuda a desafiarte, a cambiar el aire y disfrutar de la diversidad que puedes encontrar en la propia ciudad. La aventura está en muchas partes, así que date ese tiempo para ti mismo.

Con estas 10 actividades realmente puedes marcar una gran diferencia en tu vida y te darás cuenta que puedes disfrutar a plenitud la vida a través de las cosas simples. Las opciones están abiertas para ti.

Más sobre Espiritualidad

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X