6 pasos para hacer el cambio que deseamos en nuestra vida

Estos seis consejos harán siempre una enorme diferencia en nuestra vida, ya que constituyen cimientos sobre los cuales construir una vida próspera y con sentido.

Guía de: Espiritualidad

Quieres hacer un cambio positivo en tu vida? Lo cierto es que, en el fondo, todos necesitamos sentirnos plenos, alegres, vibrantes, vivir una vida con sentido y potenciar nuestros talentos. Ahora bien, esto no suele ser tarea fácil, debido a los innumerables distractores que nos alejan de esa fuente de dicha interna.

Funcionar armónicamente en este mundo requiere del desarrollo de algunas habilidades claves que se derivan en los siguientes seis consejos de vida:

1. La Pasión:

 Es importante sentirnos capaces de hacer grandes cosas por nosotros mismos. Tener como ambición última y más grande el convertirnos en la mejor versión de nosotros mismos es una aventura fascinante y llena de desafíos, que implica el explorar nuestras habilidades, aprender de los errores que todos cometemos y seguir adelante con actitud siempre optimista. Merecemos lo que soñamos y merecemos ser los mejores “nosotros”.

2. Atrevernos a cambiar:

Es fácil quedarnos siempre en nuestros lugares de comodidad. Pese a que puede ser confortable por algún tiempo, llega un momento en el que, ya sea por un llamado interno o bien por algún motivo externo, nos obligamos a cambiar.

Este paso es fundamental, ya que confrontamos nuestros miedos que muchas veces nos hacen retroceder. Nuestro mundo está en permanente cambio, y por ello, es necesario fluir con el dinamismo que da energía a nuestras vidas. Ya sean grandes o pequeños cambios, todos ellos nos impulsan al crecimiento.

original

3. Comprometernos con nuestra causa:

Es usual pasar por momentos en los cuales nuestras vidas carecen de un rumbo claro, y en el cual nos sentimos faltos de dirección y de entusiasmo por aquello que ya somos y tenemos. En este sentido, no hay personas más inspiradoras que aquellas que son 100% comprometidas con aquello que están haciendo, ya sea en su trabajo actual, en sus hobbies, con su familia o bien en sus acciones cotidianas. Las personas comprometidas emanan un halo de confianza intensa en ellos mismos y son un catalizador para que otras personas sigan esa senda de entusiasmo por la vida.

4. La Gratitud:

Un poderoso catalizador del entusiasmo por la vida es practicar la gratitud tantas veces podamos. Ya sea repitiendo mentalmente y de forma gentil la palabra “gracias”, enfocándonos en nuestro corazón; haciendo un listado claro y acabado de todas las razones por las cuales dar las gracias y hacer de ello nuestro recordatorio diario, sin duda, hará una gran diferencia en cada uno de nuestros días.

 5. Aprender continuamente:

 Si nos situamos en una postura de ya saberlo todo, nos quedaremos con una imagen muy finita y estática de nosotros mismos.

La vida es nuestra escuela y nosotros, los estudiantes. Bajo esta perspectiva, esto significa que siempre podremos crecer y sumar a nuestra experiencia actual, logrando la excelencia en nuestros pensamientos, palabras y acciones. Nunca perdamos el asombro y abramos nuestros brazos a recibir nuevas enseñanzas, tanto para nosotros como para transmitir al resto.

 6. Tomar responsabilidad:

 Somos los principales creadores de nuestra vida y, por lo tanto, nuestros principales responsables en todos los aspectos que definen nuestros días: Nuestra salud, nuestro cuerpo, nuestra ocupación actual, nuestras aspiraciones, nuestras finanzas y nuestras relaciones con el resto. Somos nuestros principales compañeros durante todo este periodo de vida; por tanto, asegurémonos de brindarnos la suficiente seguridad y amor para hacer algo significativo con ella.

Estos seis consejos harán siempre una enorme diferencia en nuestra vida, ya que constituyen cimientos sobre los cuales construir una vida próspera y con sentido. Atrevámonos a ser más y a hacer más por nosotros mismos.

 

Más sobre Espiritualidad

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X