Personalidad Paranoide: La tendencia injustificada a sospechar de los demás

Cuando ciertas características se transforman en algo permanente pueden constituir un trastorno de la personalidad.

Guía de: Psicología y Tendencias

Scary Eyes Of A Man

Los trastornos de la personalidad ya han sido objeto de nuestros artículos. Hemos hablado del Trastorno Límite de la Personalidad, del Trastorno Histriónico, del Trastorno Dependiente, del Trastorno Narcisista; y, por último, del Trastorno Esquizoide. Esta vez, nos convoca el Trastorno Paranoide de la Personalidad.

Cabe mencionar que, al igual que el Trastorno Esquizoide de la Personalidad, éste tampoco figura en la actualización del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales de la Asociación Americana de Psiquiatría de en su quinta versión (DSM-V).

Según la Clasificación Internacional de Enfermedades, décima versión (CIE-10), el Trastorno paranoide de la personalidad constituye un patrón de desconfianza y suspicacia general que se inicia en la edad adulta. Dicho trastorno hace que las intenciones de los demás sean interpretadas usualmente como maliciosas. Sin embargo, para caber en esta patología, deben descartarse síntomas psicóticos como ideas delirantes o alucinaciones.

Existen, según el CIE-10, ciertas características que deben cumplir las personas que experimentan este trastorno. Debieran ser 4 o más de las siguientes y no aparecer en el curso de otros trastornos (como la esquizofrenia):

  1. La permanente sospecha infundada de que los demás se van a aprovechar de ellos, les harán daño o les engañarán.
  2. La constante preocupación por dudas injustificadas sobre la lealtad o fidelidad de sus amigos y/o socios.
  3. Una marcada reticencia a confiar en los demás por el temor a que la información que compartan con ellos vaya a ser utlizada en su contra.
  4. La búsqueda de significados ocultos de carácter degradante o amenazador en hechos inocentes.
  5. El amparo de rencores durante mucho tiempo (por ejemplo, no olvida los insultos fácilmente).
  6. La permanente percepción de ataques contra su persona o reputación; los cuales generan la predisposición a reaccionar con ira o contraatacar de alguna forma. Dichos ataques no son evidentes para los demás.
  7. La constante y repetitiva sospecha injustificada hacia el cónyuge o pareja por infidelidad.

paranoide-2

Además, según los especialistas, los individuos paranoides tienden a culpar permanentemente a los demás por sus problemas interpersonales. Lo anterior, negando o minimizando sus propias dificultades o manifestando una escasa consciencia del modo como su conducta es la que crea esos problemas.

A pesar de encontrase muy bien definida por todos estos criterios diagnósticos, expertos en el área señalan que la identificación de este tipo de enfermedad no es algo fácil y puede fácilmente pasarse por alto. ¿Por qué? Pues porque los paranoides suelen darse cuenta que los demás los perciben como tales; por lo cual, tienden a reservarse sus pensamientos. Lo que hace más difícil detectar los signos de esta enfermedad. Además, son reticentes a buscar ayuda.

Según estudios, este trastorno se asocia mayormente al trastorno depresivo mayor, la agorafobia, el trastorno obsesivo-compulsivo, el trastorno de abuso de substancias, la esquizofrenia, el trastorno obsesivo-compulsivo, el trastorno fóbico y la bulimia.

o_paranoico2-fabio-rex

Más sobre Psicología y Tendencias

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X