Inicio » Kinesiología » Equipo

Post parto y sexualidad: Información muy importante para las madres

Es normal que nos sintamos cansadas, a ratos agobiadas, que toda nuestra atención esté centrada en este pequeño ser que nos demanda día y noche.

Hay ciertos temas de los que nadie quiere hablar. Ciertamente, este es uno de ellos. El sexo y el post parto.

Cuando nos hemos convertido en madres, una serie de cosas nos ocurren, tanto del orden físico, como social, familiar y  hormonal.

Es normal que nos sintamos cansadas, a ratos agobiadas, que toda nuestra atención esté centrada en este pequeño ser que nos demanda día y noche, y que como consecuencia… el sexo pase al último plano de nuestras prioridades. Y está bien. Es bueno saber que la mayoría de las mujeres se siente así, y es bueno, también, que nuestras parejas lo sepan.

post-parto-sexualidad

Es un período de adaptación a esta nueva vida, un terremoto emocional. Además, por efecto de las hormonas implicadas en la lactancia, hay una baja de la líbido en la mujer y además sequedad vaginal, lo que es más marcado los primeros 6 meses post parto; de ahí en adelante el deseo comienza a recuperarse.

Sin embargo, hay otro factor que puede provocar dolor al tener relaciones sexuales o dispareunia y tiene que ver con la musculatura del piso pélvico. Si se ha tenido un parto con episiotomía (incisión quirúrgica en el periné) o desgarros, puede haber una retracción de las cicatrices en los tejidos implicados. También puede haber un espasmo de la musculatura perineal, que puede estar causado por una tensión máxima como es la salida del bebé durante el parto. Esto hace que la penetración sea dolorosa y difícil, y no se soluciona con el uso de un lubricante vaginal (por lo tanto, no podría atribuirse a la lactancia).

La preparación

Si estás leyendo esto y aún no ha nacido tu hijo, es importante que sepas que la preparación del piso pélvico a través del masaje perineal en las últimas semanas de embarazo puede ayudarte a flexibilizar los tejidos de manera de evitar episiotomías o desgarros; también es importante el cuidado durante el trabajo de parto, respetando tus tiempos, tu libertad de movimiento y aplicando compresas calientes en la zona.

Si tu bebé ya ha nacido y tienes dolor o dificultad para las relaciones sexuales con penetración, y sobre todo si tienes una episiotomía o desgarro asociado, es bueno que un kinesiólogo especialista en rehabilitación de piso pélvico haga una valoración de tu musculatura a fin de indagar en la causa de tu dolor y comenzar un tratamiento.

Este tema debe dejar de ser un tabú. Atrevernos a pedir ayuda a profesionales especialistas es fundamental para nuestra calidad de vida, tanto personal como de pareja. La comunicación con nuestro compañero se hace imprescindible en este período, y es un desafío también descubrirnos de otras formas.

Más sobre Kinesiología

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X